Crece temor de inmigrantes ante posible aumento redadas de ICE en Valle Delaware y Nueva Jersey

Por Polón Vásquez

Pvasquez3570@yahoo.com

Autoridades de Inmigración están tirados en las calles del medio, buscando inmigrantes indocumentados en algunos condados de Nueva Jersey y poblaciones hispanas de Filadelfia y la región Valle Delaware.

CAMDEN, NJ–El fiscal general de Nueva Jersey emitió una medida para evitar la cooperación de las autoridades policiales de los condados y poblaciones del Estado Jardín, con las autoridades federales sobre información de inmigrantes indocumentados.

Sin embargo, ICE confirmó que habrá arrestos masivos en diferentes condados y poblaciones pequeñas de Nueva Jersey y algunos poblados de la región valle Delaware.

La medida del Fiscal General del Estado Gurbir Grewal, se inició como un esfuerzo estatal para proteger a los inmigrantes indocumentados en Nueva Jersey, se convirtió en motivo de temor debido a represalias y hasta la posibilidad de redadas adicionales de oficiales de Inmigración en la zona.

Tras el anuncio de la nueva norma, en noviembre pasado, Inmigración (ICE) determinó que al no contar con la colaboración de las agencias policiales, aumentaría en Nueva Jersey, el proceso de búsqueda y redadas para capturar a indocumentados fugitivos de la justicia.

El fiscal general Gurbir Grewal aseguró que la Fiscalía está obligada a comunicarse con ICE en ciertos casos, pero enfatizó que no va a indagar sobre el estatus migratorio de una persona y luego darle esa información a Inmigración.

El argumento de *Fugitivos de la Justicia*, que públicamente exponen las autoridades migratoria, es una excusa baladí e inventada, para realizar redadas antinmigrantes en ciudades y poblaciones declaradas, como ciudades santuarios que, protegen a los inmigrantes indocumentados.

En esta región del rio Delaware, el 90 por ciento de los inmigrantes indocumentados que viven en estos pueblos, trabajan en los campos agrícolas, restaurantes de la zona, en la construcción y reparación de viviendas, donde laboran hasta 16 horas diario, para ganarse el sustento de ellos y sus familiares que todavía residen en sus países de origen.

Elizabeth Sánchez, del Centro de Leyes y Justicia Social de Camden, al Sur de Nueva Jersey, explicó que “todo esto crea desconfianza con la Policía de los condados y pueblos de menor jerarquía en Nueva Jersey.

Latino News

info@latinonewspa.com